Home Section Blog Bilirrubinas Total y Fraccionada

twitter Laboratorios Echandi Facebook Laboratorios Echandi

Nombre del análisis: Bilirrubinas total y fraccionada

 

Nombres alternos: Bilirrubina total, bilirrubina directa, bilirrubina indirecta

 

Tipo de muestra: Suero sanguíneo. 

 

Ayuno: no requerido

 

Condiciones especiales: no realizar examen luego de practicar ejercicio extenuante.

 

Sección: Química Clínica

 

La medición de la bilirrubina en sangre se utiliza para evaluar la función del hígado. Además este análisis es parte de la valoración de pacientes con ictericia (coloración amarillenta en la piel, las mucosas y los ojos) y en pacientes con anemias hemolíticas (grupo de anemias causadas por una destrucción anormal de los glóbulos rojos).

 

La bilirrubina es un deshecho producido durante el recambio de los glóbulos rojos.  Normalmente los glóbulos rojos tienen una vida de unos 60 días. Cuando los glóbulos rojos son recambiados, una parte la molécula de la hemoglobina es transformada en bilirrubina, la cual es excretada por el hígado a los conductos biliares y de ahí pasa al intestino delgado. 

 

Gracias a la eficiente excreción de la bilirrubina por parte del hígado, los niveles de este compuesto en sangre son bastante bajos. No obstante, cuando por algún motivo  los niveles de esta sustancia aumentan en la sangre se puede producir una acumulación de bilirrubina en el cuerpo que se manifiesta como ictericia.

 

La ictericia no es una enfermedad sino un síntoma. Por lo que si ésta aparece, debe determinarse la causa.

 

El laboratorio clínico corrientemente informa la concentración de bilirrubina directa, bilirrubina indirecta (bilirrubinas fraccionadas) y bilirrubina total (que es la suma de las dos anteriores). Es importante saber cuál de las dos bilirrubinas (directa o indirecta) está elevada pues esto puede guiar el diagnóstico médico e indicar que análisis adicionales son necesarios.

 

Mención aparte merece la ictericia del recién nacido. Hasta cierto punto es normal que los bebés recién nacidos luzcan "amarillos" pues sus hígados no están lo suficientemente maduros para procesar y excretar la bilirrubina del modo más eficiente. Por ello, los valores normales de bilirrubina en un recién nacido son mucho mayores a los de un adulto. Sin embargo, si la ictericia es excesiva y/o prolongada debe ser valorada por un médico. 

 

Usualmente, la medición de las bilirrubinas se acompañan de otros análisis de la función hepática como las transaminasas (AST y ALT), la GGT y la fosfatasa alcalina